Un corredor inmobiliario vinculado al “Zurdo” Villarroel, a un paso del juicio

Se trata de uno de los acusados de haber lavado activos del empresario de Alto Verde condenado en 2018 por venta y distribución, a grandes escalas, de estupefacientes. El martes, un tribunal rechazó que su procesamiento sea analizado por un tribunal superior.


Redacción Aire Digital 

La Justicia federal de Rosario rechazó a un corredor inmobiliario de Santa Fe poder apelar, ante la Cámara Federal de Casación Penal de la Nación, el fallo que lo procesó en mayo de este año en el marco de la causa que investiga el lavado de activos por parte de Sergio “Zurdo” Villarroel y su pareja, Debora Flores, ambos condenados en 2018 por venta y distribución de drogas en Alto Verde.

Se trata de Jorge Lescano, que junto con Graciela Bugnon llevaron a cabo una serie de operaciones inmobiliarias -por medio de Habitar Negocios Inmobiliarios- con los fondos aportados por Villarroel y Flores, que según estima la pesquisa judicial instruida en el Juzgado Federal N°2, tuvieron su origen del narcotráfico.

En la jornada del martes, una tribunal de la Sala A de la Cámara Federal de Rosario, rechazó el planteo de la defensa de Lescano, a cargo de José Mohamad, y en efecto confirmó el procesamiento por lavado de activos resuelto el pasado 6 de mayo por los jueces Fernando Barbará y Aníbal Pineda. La causa además tiene como imputada a Bugnon, cuyo procesamiento se encuentra firme al igual que Villarroel y Flores.

Leer másProcesaron a la corredora inmobiliaria que “lavaba plata” del Zurdo Villarroel

Los cuatro fueron imputados por el fiscal federal N°2 de Santa Fe, Walter Rodríguez, que investigó y detectó una serie de maniobras vinculadas a puesta en circulación de dinero, presuntamente, proveniente de la actividad clandestina que llevaron adelante Villarroel y su pareja hasta el 2016 cuando fueron detenidos.

Operativo. El 10 de diciembre del 2016 fue detenido Villarroel en su casa de Alto Verde.

 

La lupa de la Justicia cayó sobre Lescano tras el cotejo de escuchas telefónicas que evidenciaron los negocios inmobiliarios y comerciales que llevó a cabo con Villarroel. Por ejemplo, en una escucha del 8 de noviembre del 2016, el corredor inmobiliario le explicó a un tercero -que no fue identificado- sobre los negocios oscuros que llevaba adelante con el empresario de Alto Verde: “te lo digo directamente es dealer. Es muy pesado el tipo maneja mucha guita”, destacó la transcripción.

Además existió otra operación inmobiliaria que se llevó a cabo entre Lescano, Bugnón y Villarroel para lograr comprar un complejo de cabañas, de valor millonario, ubicado en Sauce Viejo y que era propiedad de un argentino radicado en España, identificado como Ricardo G., alias “Chacra”. Dicha operación nunca logró llevarse a cabo aunque el “Zurdo” abonó una suma en dolares -15 mil en total- para reservar el inmueble, lo cual quedó registrado en una carpeta que fue secuestrada por los investigadores del caso el 10 de diciembre del 2016 tras la caída de Villarroel.

 

NOTICIAS DESTACADAS