El complejo entramado judicial de la causa por la muerte de Francisco

accidente

Ayer las partes acordaron que F.L. permanezca detenido mientras avanza la investigación por el violento accidente que ocasionó la muerte de Francisco, en Angel Casanello al 2200. El fiscal imputó homicidio simple, pero también propuso una calificación alternativa.


Por Andrea Viñuela

Los vecinos de Villa María Selva se vieron conmovidos por un violento accidente de tránsito el pasado lunes por la noche, cuando un automóvil que circulaba a alta velocidad impactó de atrás a otro automóvil donde se trasladaba una familia. Como resultado del siniestro perdió la vida Francisco, un niño de 11 años, único hijo varón del matrimonio Sueldo. El conductor del vehículo que ocasionó el impacto descendió de su auto y se fue a pie hasta su domicilio. Allí fue a buscarlo el personal policial que lo trasladó a la comisaría, donde quedó detenido a disposición de la justicia.

Leer más ► Quedó en prisión preventiva el acusado de atropellar y matar a Francisco

El imputado, ingresando al Hospital Cullen para controles y asistencia médica

Dos figuras legales para un mismo hecho

En la audiencia imputativa celebrada el miércoles al mediodía, el fiscal de la Unidad Especial de Accidentes de Tránsito realizó una grave imputación, no habitual para las muertes en siniestros viales.

Filippi atribuyó a F.L. el delito de homicidio simple con dolo eventual, figura que tiene una pena de entre 8 y 25 años de prisión.

El fiscal explicó la selección de la figura por considerar que el conductor estaba al tanto del riesgo que podía ocasionar conduciendo a tan alta velocidad, por una arteria tan transitada, en una zona donde hay escuelas y establecimientos deportivos. Filippi se refirió a la actitud “temeraria” del automovilista, y que debía representarse el resultado fatal de su accionar.

Pero también realizó una atribución alternativa, en caso de que no pueda corroborarse su actuar doloso. La atribución subsidiaria es la de homicidio culposo ocasionado por la conducción imprudente e inexperta de un vehículo automotor agravado por haberse dado a la fuga, por no intentar socorrer a las víctimas, por conducir en exceso de velocidad de más de 30 kilómetros por hora por encima de la máxima permitida y por actuar con culpa temeraria.

Una declaración inexplicable

A pesar de que el representante del Servicio Público de la Defensa Penal le recomendó dos veces no declarar, el imputado insistió en hacerlo. Comenzó relatando que iba conduciendo su vehículo a alta velocidad porque “un auto me venía siguiendo, entonces lo dejé pasar y lo toqué de atrás”. Y prosiguió “en ese momento hace un movimiento hacia la derecha e impacta con una casa”.

Tras esto, el conductor admitió haberse bajado de su vehículo “y fui a ver si había algún herido en ese auto, pero no había nadie adentro”. En este punto su relato se volvió confuso. Dijo que había ido caminando “despacito” hasta la esquina a buscar testigos, “entonces aparecieron 150, 200 personas con palos y adoquines y me empezaron a pegar, era una tunda” manifestó.

Leer más ► Testimonio clave: “Me voy, no pasó nada, mañana busco el auto”, dijo el conductor después de chocar el auto de Francisco

El hombre dijo que comenzó a correr hasta su casa “para escapar de los ladrones que me venían siguiendo” y una vez allí se desvistió y se acostó hasta que un policía entró por la ventana “y pensé que me iba a volar la cabeza”.

Al avanzar con su relato, el hombre dijo que “esto no se lo dije a mi abogado porque lo quería decir en este momento, yo soy Dios”. Entonces tanto el defensor como la jueza Rosana Carrara interrumpieron su relato y le recordaron que solamente debía declarar en relación al hecho imputado.

Así quedó el auto de la familia Sueldo tras ser embestido desde atrás por el acusado

El pedido de exámenes médicos

Ayer en la audiencia de prisión preventiva las partes acordaron mantener la medida cautelar sobre el imputado.

Además, la jueza Carrara resolvió “dar intervención al efector público que corresponda para que reciba tratamiento psiquiátrico y/o psicológico a los fines de asegurar la integridad física y psíquica del imputado”. La magistrada también dispuso “la evaluación médica y psiquiátrica con la realización de todos los estudios psiquiátricos-psicológicos y neurológicos para determinar si padece un trastorno en la esfera psíquica”.

Por otra parte, y a raíz del pedido formulado por la Fiscalía y la querella, la magistrada resolvió que la pericia sea realizada por la Junta de Salud Mental y autorizó a las partes “a que presenten delegado técnico y formulen puntos de pericia”.

Leer más ► Siniestros viales: “El auto es un arma que mata más que cualquier otro instrumento”

NOTICIAS DESTACADAS