Dos policías imputados por extorsionar al dueño de un súper chino de San Jorge

El chantaje ocurrió a raíz de un siniestro vial ocurrido en mayo en el que estuvo involucrado el extranjero. “Los dos policías lo intimaron para que les entregue 550.000 pesos”, explicaron los fiscales.


Redacción Aire Digital

Dos agentes policiales que prestan servicios en la ciudad de San Jorge, en el departamento San Martín, fueron imputados por haber extorsionado al propietario de un supermercado Chino. La atribución de los hechos estuvo a cargo de los fiscales, Ezequiel Hernández y Mariela Jiménez, quienes le atribuyeron los delitos a los funcionarios policiales en el marco de una audiencia que tuvo lugar en los tribunales de San Jorge, ante el juez Pablo Ruiz Staiger.

Los efectivos fueron identificados como D.A.V de 32 años y D.M.C. de 39 años. A los mismos, los funcionarios judiciales le atribuyeron  también “uso de instrumento público falso” y “falsedad ideológica en instrumento público”.

“La víctima es un hombre mayor de edad de nacionalidad china que tiene un supermercado en la ciudad de San Jorge”, informaron Hernández y Jiménez mediante un parte de prensa del Ministerio Público de la Acusación.  “A raíz de un siniestro vial ocurrido el miércoles 29 de mayo en el que estuvo involucrado, los dos policías lo intimaron para que les entregue 550.000 pesos”, agregaron los fiscales.

Los funcionarios del MPA detallaron en la audiencia que “los agentes de la fuerza pública provincial le dijeron a la víctima que en caso de que no les diera el dinero, le secuestrarían una camioneta y la licencia de conducir. También le manifestaron que si no pagaba no podría salir del país durante un largo período de tiempo”, precisaron los fiscales.

“A raíz del temor que le infundieron, el hombre consiguió el dinero y abonó la suma solicitada. Lo hizo en horas de la tarde del viernes 7 de junio a uno de los imputados en el interior de su supermercado ubicado en el Boulevard Presidente Perón de San Jorge”, relataron Hernández y Jiménez.

Los fiscales agregaron que “el imputado cuyas iniciales son D.M.C., a sabiendas de lo que hacía, insertó declaraciones falsas en un instrumento público en el que consignó falsamente que la otra persona que protagonizó el siniestro vial con el hombre de origen chino, decidió no instar la acción penal por las lesiones que sufrió”. En tal sentido, Hernández y Jiménez concluyeron que “el imputado cuyas iniciales son D.A.V. usó ese instrumento público en el marco de la extorsión al ciudadano extranjero”.

 

NOTICIAS DESTACADAS