miércoles 11 de diciembre de 2019

Santa Fe | Ministerio de Trabajo | Omar Perotti |

Acueducto Desvío Arijón: por la deuda, el martes suspenderán a 160 trabajadores y la obra quedará paralizada

Sin soluciones a la deuda que la Provincia tiene con la UTE, deberán suspender a 160 trabajadores sin goce de sueldo por 20 días, hasta la llegada del nuevo gobierno.

El delegado de la Uocra, Gastón Piccini, dijo en el móvil de Aire de Santa Fe que este viernes suspenderán por 20 días a 160 trabajadores del Acueducto Desvío Arijón por la deuda que mantiene la provincia con las empresas a cargo de la obra.

Desde la Unión Transitoria de Empresas (UTE) conformada por Tecsa, Panedile y Eleprint, reclaman al gobierno el pago de los certificados de obra adeudados desde el mes de julio, cifra que asciende a los 400 millones de pesos.

Tras una audiencia en el Ministerio de Trabajo este jueves, Piccini dijo que “las noticias no son buenas”.

Y contó: “Acabamos de llegar del Ministerio de Trabajo y no se presentó nadie desde el gobierno. Desde el Ministerio de Economía e Infraestructura brillaron por su ausencia y la empresa dejó constatado en un acta que no tiene más espalda financiera, que mañana es el último día operativo. Va a ser comunicado a los trabajadores una suspensión por 20 días sin goce de sueldo”.

Este viernes 15 de noviembre es el último día laboral antes del fin de semana largo. Por lo tanto, la suspensión comenzará el próximo martes 19 hasta el 9 de diciembre, cuando termina el mandato del actual gobierno provincial.

"Va a ser comunicada a los trabajadores una suspensión por 20 días sin goce de sueldo", dijeron desde la Uocra.

“La empresa dice que estos 20 días son un poco de oxígeno para ver si en esos 20 días se soluciona, se retoman las tareas pero no lo vemos viable nosotros porque el gobierno se está yendo y no da la cara. El Estado debe proteger a los trabajadores”, sostuvo el dirigente.

Serán 160 obreros quienes queden afectados por esta medida y la obra se paralizará por completo. “Sólo queda una guardia de tres personas para cuidar las máquinas”, agregó Piccini.

Dado el contexto de crisis que atraviesa el país y la paralización de la obra pública, “es imposible reubicar esta gente”, dijo.

El gremialista criticó a los gobiernos que “se excusan con la transición”, y sostuvo que no es algo que “deban pagar los trabajadores”.

Sobre la llegada del nuevo gobierno a Santa Fe, Piccini insistió que la responsabilidad es de la actual gestión. Sin embargo, dijo que están buscando canales de diálogo con la gente de Omar Perotti.

“Estamos tratando por todos los medios de tener un acercamiento oficial con el gobierno entrante. Pero es el gobierno saliente el responsable ahora”.

La situación que atraviesa la UTE, que está a cargo de la segunda etapa de la obra del acueducto, se repite en un importante número de obras en la capital provincial.

Dejá tu comentario